Autoridades tiran casas dañadas sin compromiso de construir otras

-A la tristeza se añade la incertidumbre, refieren en Chiapas

Elio Henríquez/Corresponsal/Periódico La Jornada/Domingo 17 de septiembre de 2017, p. 12/San Cristóbal de Las Casas, Chis. Aún con el temor y el dolor ocasionados por el sismo del 7 de septiembre pasado, pobladores se enfrentan ahora a una nueva etapa de tristeza: la demolición de sus viviendas dañadas.

Nos sentimos muy tristes por la demolición de la casa; yo llevo 28 años viviendo aquí y mi mamá mucho más; pero tiene que ser tirada porque ya no sirve para nada, expresó Alejandra, habitante de la cabecera de Tonalá, uno de los municipios más afectados por el terremoto.

El sentimiento nos invade a todos, y a la tristeza se agrega la incertidumbre porque las autoridades me dicen que demolerán la vivienda; pero no se comprometieron a construir una nueva, refirió la mujer, que hace dos meses se quedó sin empleo.

En ese municipio de la costa chiapaneca serán demolidas alrededor de 500 viviendas, de las seis mil reportadas con diferente grado de afectación, informó el alcalde, José Luis Castillejos Vila.

En la comunidad de Paredón, ubicada junto al mar y una de las más afectadas, serán derrumbadas cien casas. Dos cuadras de esa localidad, habitada por 10 mil personas y dedicadas a la pesca, quedaron devastadas.

Se habla mucho de Paredón, pero no de las otras (comunidades) también afectadas como Boca del Cielo, Cabeza de Toro, Pueblo Nuevo y Manguito. Mucha gente está desesperada porque se cayeron sus casas, afirmó Alejandra.

En donde estuvo el presidente, mucha ayuda; a los demás, nada

A Paredón, donde estuvo el presidente Enrique Peña Nieto el pasado lunes 11, han llevado ayuda; sin embargo, en la cabecera ni una botella de agua nos han ofrecido. Vinieron a censarnos, y nos dieron un documento que no tiene nada, acusó Alejandra.

Julio Zelaya también de Paredón, perdió su casa y la taquería, sostén de su familia. Estamos esperanzados en que llegue la ayuda, y si no, con lo poco que nos queda tenemos que hacer una galera aunque sea. Por ahora estamos en la casita de mi hermana, expresó.

Por Paredón desfilan algunos precandidatos; pero la ayuda nos ha llegado de particulares, de gente ajena a los partidos políticos y muy lentamente, refirió.

Otro poblador, Hipolitico Solís, recordó que la noche del 7 de septiembre se abrió el piso. Mi nuera, mis nietos y señora y yo nos salvamos, porque la casa se vino abajo.

La mayoría de pobladores no ha reanudado las labores de pesca en Paredón. Los varones andan ayudando a la gente afectada. Nos estamos manteniendo de lo que nos trae la gente que nos está apoyando, pero lo malo es que están viniendo personas de otros lados a pedir porque no han recibido nada y hay mucha necesidad.

Castillejos Vila aseguró que la ayuda a los afectados está llegando poco a poco, pues no se puede atender al mismo tiempo a las más de cien comunidades del municipio, aunque a la mayoría ya se les dio atención.

Según autoridades estatales, el sismo del 7 de septiembre dejó en Chiapas 16 muertos, 27 lesionados, 54 mil 986 casas afectadas y un millón 479 mil 575 personas damnificadas, entre otros daños.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*