Niños: derechos de papel

El Estado mexicano garantiza en sus leyes que los niños, niñas y adolescentes son sujetos titulares de derechos; sin embargo, la realidad que prevalece en nuestro país es la vulnerabilidad y desprotección de la población infantil

POR AZANETH CRUZ/Reporte Indigo – Viernes 28 de abril de 2017. En México los derechos de los niños y las niñas están protegidos. Están incluidos en la Constitución Mexicana, en leyes federales y en tratados internacionales.

Pero en realidad la población infantil en el país es uno de los grupos más marginados y vulnerables, y para ellos los derechos básicos como el de la educación, seguridad y la alimentación no están garantizados.

En vísperas de la celebración que se realizará este domingo 30 de abril a los niños mexicanos, los derechos de niños, provocan un debate.

El retraso legal y cultural que existe en el país es notable. No hay avances y el Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes (SIPINNA) -último gran esfuerzo institucional en esta materia- pues apenas está en proceso de conformación, a pesar de que la Ley federal lo ordenaba desde el 2014.

“Es reciente la creación del Sistema Nacional de Protección Integral de niñas, niños y adolescentes. Me parece que da un piso mínimo que todos debemos respetar…”, señala Mario Ernesto Pfeiffer, magistrado del Tribunal Superior de Justicia del Estado de Hidalgo.

El SIPINNA, que debe de fungir como el organismo rector para la coordinación entre Federación, estados y municipios en la implementación de las políticas públicas para este sector de la población, fue incluido en el presupuesto recursos asignados para este mecanismo que encabeza Ricardo Bucio, apenas este año.

Mientras en los países europeos la cultura por la protección de los derechos infantiles surgió en 1945, después de la Segunda Guerra Mundial, en México se comenzó a hablar sobre este tema en 1990 con la firma de la Convención de los Derechos del Niño.

“Sabernos con capacidades y dignidad desde que nacemos es un reconocimiento que ha superado siglos de injusticia, sin embargo, son los cambios legales, políticos y culturales los que están costando mucho al resistimos a dotarlos de dignidad”, acepta la CNDH en su informe sobre la materia.

Niñez al desamparo

Actualmente México cuenta con una población aproximada de 40 millones de niños, niñas y adolescentes menores de 18 años.

Si en el tema de la pobreza, un informe de la UNICEF de 2014 destaca que la situación alcanzó a 21.4 millones de niñas, niños y adolescentes, de los cuales, 4.6 millones se encontraban en pobreza extrema.

En salud, de acuerdo -con el mismo estudio pero de 2013- la tasa de mortalidad en niños menores de 5 años fue de 15.7 por cada mil nacidos vivos, una cifra que arrojaba una reducción en relación con 2012, sin embargo, las regiones en extrema pobreza país mantuvieron la misma cifra elevada de mortandad.

Niños castigados

El Instituto Nacional de Salud Pública, a través de la Encuesta Nacional de Niños, Niñas y Mujeres 2015 revela la situación crítica por la que atraviesa la población infantil y adolescente en el país

>> 63%

De niños y niñas entre 1 y 14 años de edad han experimentado una agresión psicológica y castigo físico

>> 12%

De los niños y niñas entre los 5 y 17 años de edad revelaron que trabajan

>> 8%

De los menores que trabajan lo hacen en situaciones de peligro

>> 17%

De las mujeres entre los 15 y 19 años de edad han sido madres

>> 20%

De las niñas que viven en la zona rural han sido madres

¿Todos tenemos los mismos derechos?

Los números incluidos en la Encuesta Nacional de Niños, Niñas y Mujeres 2015 que presentó este año el Instituto Nacional de Salud Pública, revelan la situación crítica por la que atraviesa la población infantil y adolescente en el país.

Según la ENIM 2015, el 63 por ciento de niños y niñas entre 1 y 14 años de edad han experimentado una agresión psicológica y castigo físico.

El 12 por ciento de los niños y niñas entre los 5 y 17 años de edad entrevistados en la encuesta revelaron que realizan trabajo infantil y el 8 por ciento lo hacen en situaciones de peligro.

El 17 por ciento de las mujeres entre los 15 y 19 años de edad han sido madres y este porcentaje crece por encima del 20 por ciento entre las niñas que viven en la zona rural.

Al parecer, los niños y niñas no son una prioridad para los políticos mexicanos.

El desinterés oficial se refleja en el pobre trabajo de la Comisión de los Derechos de la Niñez de la Cámara de Diputados que en un año y medio apenas han aprobado 8 iniciativas.

O lo que es lo mismo: una iniciativa cada 75 días.

“No tenemos calidad de legislación en el país… Muchas de las iniciativas legales, se negocian en los grupos parlamentarios, es decir, pasa la mía pasa la tuya, sin importar el contenido sustancial y los segmentos a los cuales se encaminan. A algunos legisladores se les olvida que tienen hijos y por tanto que hay niños que viven en tragedia”, expone Daniel Márquez Gómez, doctor en la Facultad de filosofía y letras de la Universidad Autónoma de México (UNAM).

De acuerdo con Márquez Gómez, otro de los rezagos se debe a que como ciudadanos damos por satisfechas las necesidades básicas de la familia y pensamos que no requerimos hacer uso de nuestros derechos.

“El cuestionamiento y la crítica comienza aquí”, puntualiza.

Tener derechos como niño no garantiza que sean aplicados o que, en casos de abuso, los responsables sean castigados, detalla.

Poco y malo

Sólo ocho iniciativas han sido dictaminadas en los últimos dos años en la Cámara de Diputados. La Comisión de los Derechos de la Niñez, presidida por el perredista Jesús Valencia es de los órganos legislativos menos productivos de la Cámara baja.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*