Sigue la corrupción dentro de la SEVITRA, afirman

* Reemplazaron a quienes están vinculados a proceso: Herlindo Bautista y el jefe del departamento de concesiones, José Antonio Carrasco; además, dijeron, no podría quedar fuera el Director de Concesiones y gestora que tiene oficina afuera de la dependencia

Eusebio PÉREZ SANTOS. Luego que la Fiscalía General de Justicia, la Especializada en Materia de Combate a la Corrupción de Oaxaca y la de Contraloría y Transparencia Gubernamental, creían que con haber vinculado a proceso de tres altos mandos de la Secretaría de Vialidad y Transporte (SEVITRA) habían erradicado la corrupción ahí existente, concesionarios del servicio público de transporte denunciaron que dentro de la institución no cesa la podredumbre, ya que, para renovar sus concesiones les piden hasta 15 mil pesos o mil pesos para agilizar cualquier trámite.

Las fuentes de quienes se omiten sus nombres por obvias razones, señalaron al Contador Público, Herlindo Bautista Romero, como el encargado de hacer “el trabajo sucio” a favor del jefe de departamento de concesiones y prórroga, José Antonio Carrasco, quien a su vez beneficia a un solo sindicato con la entrega de concesiones o renovación de las mismas.

Detallaron que no les entrega la renovación de la concesión a pesar que desde junio del 2016 ya estaban dadas de alta en el sistema de la SEVITRA, pero con el pretexto de que, en esa fecha, el mismo contador (Herlindo) no había firmado la documentación entregada, por lo que las cancelaron y tendrían que hacer el mismo movimiento.

Señalaron desconocer, aunque no dudaron que el director de concesiones, Jorge Ismael Flores Avendaño tenga conocimiento de dichas anomalías, recriminaron el hecho de que los hagan dar varias vueltas de la región de donde son procedentes para que al final les digan que el sistema está en contraloría y que no les pueden renovar sus concesiones.

“Las nuevas autoridades de las SEVITRA tienen la obligación de dar continuidad a esos trámites que son completamente válidos y no estar jugando con la gente humilde como yo que nos hacen dar muchos viajes en vano, haciendo un sacrificio para trasladarnos a la capital del estado con gastos de hospedaje, comida y traslado, pero sobre todo de nuestro valioso tiempo”, afirmó una concesionaria proveniente de la Sierra Norte.

Señalaron que dentro de esta red de corrupción se encuentra la licenciada Mari, quien afuera de la SEVITRA tiene su oficina y es el “gancho” o gestora para que los concesionarios o personas interesadas en el mismo trámite acudan con ella para luego pasar a la oficina de Herlindo Bautista, “mano derecha” o “consentido” de José Antonio Carrasco y “negocie” el asunto.

Dijeron que Herlindo Bautista, Analista 13, quien llegó de Ciudad Administrativa a la SEVITRA junto con Carlos Moreno Alcántara (Vinculado a proceso) y posteriormente compró su base en 300 mil pesos.

Enfatizaron que esta acción no le correspondía al ser trabajador de confianza y no de contrato; además, dijeron, en este primer año de gobierno de Alejandro Murat Hinojosa ya cuenta con un Jetta y una motocicleta de reciente modelo que con el sueldo que tiene jamás se los podría haber comprado, por lo que debería ser investigado por las autoridades respectivas.

Reconocieron los denunciantes que quedan pocos funcionarios de la administración de Moreno Alcántara, pero los que aún están “siguen haciendo de las suyas”, afirmaron.

También le preguntaron a Flores Avendaño, director de concesiones, si no es partícipe en el delito, porqué tantos privilegios a Herlindo Bautista, ya que, agregaron, tiene a su cargo el internet, scanner, teléfono privado y además manipula a su antojo y conveniencia propia al Director de Sistemas de la misma SEVITRA.

Finalmente pidieron la intervención del titular de SEVITRA, Francisco Javier García López, al denunciar a Herlindo Bautista, ya que afirmaron que él opera para que José Antonio Carrasco cobre la cuota respectiva; prueba de ello, dijeron, hace unos días varios trabajadores vieron fajos de billete de a 500 pesos dentro de un sobre que estaba en el escritorio del Jefe de Departamento de Concesiones, quien, por descuido, José Antonio Carrasco lo abrió enfrente de ellos cuando estaban reunidos.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*