¡Ya basta!: 01 800 Háblalo

•No podemos permitir que la violencia contra mujeres y niñas sea parte de la cotidianidad: Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva

PASANDO LISTA DE PRESENTE/ POR: RAÚL MALDONADO ZURITA*.en el aula de la vida para señalar que ¡582 asesinatos de mujeres! -según cifras oficiales- ocurrieron en el gobierno estatal pasado. ¡530 huérfanos, en el Gobierno de la “Paz y el Progreso”! Esto es una aberración.

Queda claro que no hubo políticas públicas encaminadas a concientizar y prevenir el grave problema de violencia contra la mujer. Esto hizo que el ritmo de asesinatos de mujeres se concatenara con el presente Gobierno Estatal que contabiliza 74 muertes violentas de mujeres de acuerdo a la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Contra la Mujer por Razón de Género.

Antes estas detestables acciones contra las mujeres, se requiere las voces de todos. Vamos todos por la eliminación de la violencia hacia las mujeres. En nuestras redes sociales, en la televisión, en la prensa, radio y en todos los medios posibles debemos enfatizar un ¡YA BASTA de violencia hacia las mujeres!

Para el jurista, filósofo y politólogo Norberto Bobbio vivimos “el tiempo de los derechos”. Lo malo que estos derechos no son garantizados. El derecho de las mujeres a vivir sin violencia consagrado en nuestra Ley Fundamental y en tratados internacionales es mancillado.

Hace unos días escuché la entrevista que le hicieron a Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva, Director Nacional de Liconsa, en la que anunciaba que a través de los empaques del producto lácteo tanto de abasto social, como de su línea comercial, y todos los materiales de comunicación social que realizan difunden la línea telefónica 01 800 Háblalo, en el que además de contar con asistencia médica, jurídica y sicológica para testigos y/o víctimas de violencia contra mujeres y niñas, se pueden conocer las acciones procedentes de la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM).

Esta cruzada llega a la mesa de 6.4 millones de mexicanos en todo el país que consumen leche Liconsa. En Oaxaca llega a más de 30 mil hogares. Las mujeres no están solas. El primer paso es denunciar.

Retomando las palabras de Héctor Pablo Ramírez Puga Leyva: “no podemos permitir que la violencia contra mujeres y niñas sea parte de la cotidianidad al interior de los hogares y en la sociedad mexicana. Es responsabilidad de todas y todos poner de nuestra parte para evitarla y erradicarla. La denuncia es un primer paso.”

Las palabras de Amado Nervo deben resonar en nuestra mente: “el proverbio persa dijo: no hieras a una mujer ni con el pétalo de una rosa; más yo te digo: no la hieras ni con el pensamiento”.

*PREMIO ESTATAL DE LA JUVENTUD BICENTENARIO 2010, MAESTRÍA EN LITIGACIÓN EN JUICIOS ORALES.
PASANDO LISTA DE PRESENTE recibe con agrado tus mensajes en maldonado3000@gmail.com. O twitter: @raulmaldonadoz.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*